Seguir a Mundos Lakerianos

jueves, 28 de marzo de 2013

Entrevista a Jonathan Morillas "Doger"



Jonathan Morillas "Doger"


Tanto en el Blog #MLake como en la Fan Page Relatos de Miriam Lake siempre nos hemos interesado mucho por el mundo del Graffitti y del arte urbano. Hace unos meses, los Lakerian@s tuvimos el inmenso placer de descubrir y disfrutar de alguno de los trabajos Doger un artista zaragozano que, sin duda alguna, creemos y confiamos en que llegue muy lejos.
 Aprovechando su última exposición en Zaragoza, tuvimos la excusa perfecta para proponerle esta  entrevista que much@s Lakerian @s estábamos esperando:

1. Buenas Doger, muchísimas gracias por darnos esta posibilidad. Quisiéramos saber ¿Cuándo supiste que querías dedicarte a este arte?

Hola buenos días a todos/as...pues veréis, desde muy pequeño siempre dibujaba todo lo que veía. Me llamaban mucho la atención las carátulas de las películas de video VHS de dibujos animados como Rambo, entre otras. Me divertía mucho copiando esos dibujos a mi manera.
Por otro lado, mi madre era una gran artista y en mi infancia siempre la recuerdo dibujando querubines a lápiz, en láminas; rostros de ángeles y cosas por el estilo. Con los años, dibujar en hojas de papel y cuadernos se convirtió en una vía de escape encantadora para evadirme.Continué evadiéndome pintando en los cuadernos del colegio, se puede decir que no siempre prestaba atención en clase.
Me interesé mucho por las firmas que veía en la calle, en aquella época muchos eran los chicos que tenían un seudónimo como los raperos y todos practicaban su nombre. Nombres como Spoon, Weik, Spook...jajaja con el símbolo de la paz y esas cosas.
Me fijaba mucho en las firmas de los graffiteros de mi ciudad que dejaban en los portales, buzones de correos, paredes etc. Me gustaba mucho la tipografía y admiraba su evolución.
Me entretenía mucho mirándolas e intentando interpretarlas cuando iba en el autobús, era una especie de reto.
Con los años una cosa llevó a la otra, cambiamos de barrio y el Principe de Bell Air llegó a nuestras vidas. En mi nuevo barrio resultó haber muchos interesados en esta cultura, al igual que yo, cada uno con su apodo. Fue entonces cuando empecé a conocer a los autores de las firmas que ya seguía con entusiasmo desde bien pequeño y a ponerles cara a esas personas.
Ya había pintado con spray mis primeras firmas, debajo de un puente y en casas abandonadas, antes de que me ofrecieran ir a pintar con un grupo de graffiteros. Me lo tomé muy en serio, me gustaba mucho y nunca había dejado de pintar mis propios dibujos en mis ratos libres. Inventaba muchas cosas que salían de mi imaginación y me sentía orgulloso de ellas. Siempre he creído que dibujaba bien, aunque ahora los vea y me ría de lo feos que eran (risas) Igual que mis primeros graffitis, eran originales pero claro, estaba aprendiendo. Nunca perdí la ilusión y la cultura musical del Rap y el Hip Hop me invadió por completo. Me encantaba todo aquello, hice muchísimas amistades.
Desde que pinté mi primera firma con un spray, supe que quería dedicarme a ello. Cuando vi lo que otros conseguían hacer pintando con spray supe que los dibujos que llevaba años pintando en cuadernos, estaban destinados a que los llevase al siguiente nivel; pintarlos en las paredes de alguna fábrica abandonada, cerca de mi barrio. (risas)

2.¿Tienes alguna forma particular de trabajar y crear?¿Algún tipo de rutina a la hora de pintar en una pared o cuadro?

Puede ser...y que no me haya dado cuenta. La rutina aparece cuando de pronto te viene una idea y quieres plasmarla. Esa idea te ha llenado, sabes que va a quedar bien y puedes sorprender creando algo nuevo e interesante.
Empiezo por gustarme a mi mismo, nunca termino un trabajo de una forma que no me guste, es decir, que no quede contento con el resultado. Cuando tengo las cosas claras sobre lo que quiero pintar, compro la necesaria, si la tengo en casa, elijo los colores, compruebo la cantidad de pintura que queda en ellos y la que voy a utilizar de cada uno. Es todo un proceso mental, imaginar cuál voy a utilizar y cómo puede quedar. 
Como aun soy nuevo en esto, llevo mil colores en la mochila para hacer pruebas y, aunque tengo la convicción de que va a quedar bien, nunca sé de verdad cual será el resultado. (risas)
Luego cuando estoy frente al cuadro o la pared me concentro mucho a la hora de pintar, me meto de lleno en lo que estoy haciendo, me involucro y me abstraigo del exterior de tal manera que, a veces, me cabreo cuando algo no me sale bien. Lo repaso una y otra vez hasta dejarlo lo mejor que pueda pero siempre desde un punto de vista positivo, me encanta lo que hago y disfruto haciéndolo. Pintar en sí es un ritual. Elegir la pintura, ir al lugar, experimentar, dejarte llevar por una idea nueva que surge...

3.Todos los artistas tienen especial estima a uno de sus trabajos en concreto ¿Cuál es el tuyo?

A menudo suele gustarme más el último trabajo que realizo, quizás por la novedad o por la emoción de ver que cada vez consigo acercarme más al realismo con el que soñaba cuando empecé. Sobretodo en los rostros femeninos que es de las cosas que más me ilusiona pintar.
El trabajo de Assasin's Creed me gustó mucho, fue como una especie de reto porque llevaba muchos detalles. (Soy muy detallista, me fijo en todo lo que el personaje lleva e intento hacerlo igual). 






He disfrutado mucho con cada una de mis obras, sería difícil decidirme por una pero las que más ilusión me hacen son aquellas que he inventado yo a mi manera, sin copiar de ningún sitio, aunque todas mis obras llevan mi toque personal.
Cada día es diferente y en cada trabajo he sentido algo distinto mientras lo pintaba. Cada personaje tiene su mundo...
En esta última exposición cada cuadro ha sido un sentimiento distinto y una forma de proceder con el spray sobre el lienzo. A cada pintura le atacas por un lado diferente u otro sentimiento, aunque todos proceden del alma ya que es el alma lo que pones en cada una de las cosas que haces, que tanto te hacen disfrutar. Me fundo con la pintura, se puede decir que desaparezco mientras pinto.

4. ¿Prefieres Marvel o D.C. Cómics?

A ver...a quién no le gusta Marvel?? (risas)
Desde bien pequeño me encantan los superhéroes, los cómics y la lectura. El universo Marvel ha estado muy presente a lo largo de mi vida, pero Batman y Superman son dos superhéroes que me encantan y las películas ni te cuento, aunque no todas...

5. ¿Tienes algún proyecto en mente del que puedas hablarnos?

Siempre hay alguno, aunque cuando termino algo a veces paso algún periodo de tiempo que ni yo mismo sé que va a ser lo próximo.
en este momento puedo contaros que tengo pendiente una nueva exposición para diciembre en un lugar importante que no puedo revelar de momento, me dejan exponer con la condición de que ellos tengan la exclusividad del proyecto. Espero que os guste, aunque aun no he decidido qué voy a pintar.
Ahora mismo me dirijo a Marbella para dar unas clases de pintura en un colegio bilingüe  pintar unos cuantos cuadros de pájaros que son símbolos de unos colegios de por allí.
Para el verano me has ofrecido pintar en un proyecto para limpiar la imagen de un barrio marginal en Marbella, dándole un lavado a las fachadas y alegrando el barrio junto a otros artistas a nivel nacional.



Desde Mundos Lakerianos te agradecemos de corazón la atención prestada y te deseamos todos los éxitos posibles.

Gracias a vosotros por concederme esta entrevista.
Un saludo a todos/as los Lakerian@s



No hay comentarios:

Publicar un comentario